Limpiadores naturales y seguros para tus mascotas

Sandra Nieto / 2018-06-07

La limpieza de la casa es una de las prioridades en lo que se refiere al bienestar y el cuidado de la salud, y cobra mayor importancia cuando tienes mascotas en casa. 

 

Para tener tu hogar reluciente, en el mercado existe una gran variedad de productos; sin embargo, la mayoría de ellos incluyen cloro y amoníaco, además de químicos que pueden resultar irritantes, así como fragancias y colorantes artificiales.

 

Estas sustancias pueden resultar perjudiciales para la salud de tus mascotas, sobre todo cuando se trata de los productos con los que limpias el piso y las áreas en las que ellos suelen estar.

El problema está en que, a diferencia de las personas, los perros y gatos no tienen la protección del calzado, así que los cojinetes de sus patas siempre están en contacto con el suelo, además de que suelen acostarse en él y algunas veces hasta pueden lamerlo.

 

Para evitarlo puedes preparar limpiadores naturales, que limpian y desodorizan tan bien o mejor que los productos comerciales y que están hechos con ingredientes que seguramente tienes en casa. Lo mejor es que no son tóxicos para tus perros y gatos y, a la par, son ecológicos.

 

Elimina el olor de orina

Cuando tu mascota tiene un accidente evita limpiar con cloro, pues además de que es muy irritante, su olor atrae a tus mascotas para que vuelvan a usar esa área como baño. 

 

Mejor, combina 1 litro de vinagre blanco con el jugo de cinco limones o 20 gotas de aceite esencial de árbol de té (si usas limones, debes refrigerar y dura hasta 1 semana, mientras que al utilizar aceite esencial, no requiere refrigeración y dura indefinidamente). 

 

Coloca la mezcla en una botella de vidrio bien tapada y usa para limpiar la orina con ayuda de un trapo húmedo. Enseguida, espolvorea bicarbonato de sodio en el área y deja reposar unos minutos. 

 

Para terminar, diluye un chorrito de la mezcla de vinagre en una cubeta pequeña con agua y trapea. Esta mezcla es útil para limpiar, desodorizar y desinfectar, ya que el árbol de té y el vinagre son muy buenos desinfectantes, bactericidas, fungicidas y eliminadores de virus.

 

El olor a vinagre suele desaparecer en aproximadamente 2 horas, pero si lo sientes muy fuerte, puedes agregar unas gotas más del aceite esencial o una mayor cantidad de jugo de limón a la mezcla.

 

Limpiar manchas en alfombras

Para manchas recientes, mezcla vinagre blanco y agua en partes iguales en una botella con atomizador. Rocía directamente sobre la mancha, deja reposar unos minutos y limpia con un trapo humedecido con agua tibia.

 

Si la mancha está seca, humedece el área con agua oxigenada y espolvorea un poco de bicarbonato. Deja reposar 30 minutos y retira con ayuda de la aspiradora.

 

Si la mancha es muy difícil, espolvorea sobre ella sal y bicarbonato de sodio. Deja reposar unos minutos y agrega ¼ de taza de vinagre blanco. Talla con ayuda de un cepillo y deja que repose nuevamente alrededor de 2 horas. Para terminar, pasa la aspiradora para retirar los restos de la mezcla. 

 

Y si lo que quieres es quitar el olor de toda la alfombra, espolvorea bicarbonato por toda la superficie, deja que actúe un par de horas y después pasa la aspiradora.

 

Limpiador para pisos, baños y ventanas

Consigue un efectivo limpiador multiusos al mezclar 1 litro de vinagre blanco con el jugo de cinco limones, o con 30 gotas de aceite esencial de lavanda o eucalipto (si usas limones, debes refrigerar y dura hasta 1 semana, mientras que al utilizar aceite esencial, la mezcla no requiere refrigeración y dura indefinidamente). 

 

Guarda la mezcla en una botella de vidrio y para utilizarla, agrega un chorrito del líquido en una cubeta con agua que puedes usar para trapear o limpiar las superficies deseadas.

 

Esta mezcla se puede usar sobre pisos de madera, cerámica, linóleo o vinilo y no necesita enjuagarse, pero si notas una apariencia opaca cuando se seca, puedes trapear de nuevo con agua mineral para darle brillo.

 

Deshazte del mal olor

Las sustancias que contienen los aromatizantes comerciales pueden afectar los conductos nasales y, con el tiempo, disminuir el sentido del olfato tanto en personas como en mascotas. 

 

Para mantener tu casa libre de malos olores de forma natural, combina bicarbonato de sodio con unas gotas de vinagre y coloca la mezcla en varios recipientes pequeños en las esquinas de las habitaciones que tengan problemas de olores, ya que esto ayuda a que se absorban.

 

Y si además de desodorizar quieres que tu casa huela rico, puedes probar alguno de los aromatizantes naturales que te recomendamos aquí.

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

¿Conoces otra opción natural para limpiar la casa?

Te podría interesar: