20 acciones urgentes que los hombres deben considerar este #8M

Emanuel Pérez / 2018-03-08

El día de hoy, 8 de marzo, se conmemora el Día Internacional de la Mujer. No se trata de una celebración, sino de un reconocimiento a la lucha por la igualdad de oportunidades que surge desde 1911.

 

Muchos hombres se preguntan por la manera de sumarse a esta lucha, avanzando hombro con hombro, sin protagonismos, para formar parte de la misma causa. Para empezar, aquí hay una lista de 20 acciones urgentes divididas entre lo que se debe eliminar y lo que hay que fomentar todos los días. Si eres hombre, concientiza estas acciones para generar respeto y apoyo a la integridad femenina.

 

Elimina:

- El acoso callejero. Nadie tiene el derecho de mirar lascivamente, perseguir, abordar ni tocar a una mujer, conocida o desconocida. Esto incluye los piropos, incluso los que no tengan carácter sexual, porque son maneras de imponerse ante el cuerpo femenino.

 

- El hostigamiento y forzamiento sexual. Esto significa nunca presionar a una mujer para tener encuentros sexuales de cualquier tipo, no importa si la acabas de conocer, si es compañera de trabajo, amante, novia o esposa. Eso incluye hacer insinuaciones constantes que no son correspondidas.

 

- Las manifestaciones directas o indirectas de violencia, ya sean gritos, ofensas verbales, amenazas, humillaciones, chantajes, sometimientos, golpes, jaloneos, rasguños, etc. Cualquier acción o actitud que ponga en riesgo la integridad física, psicológica o emocional de una mujer.

 

- La tolerancia de estas manifestaciones violentas en tu círculo social. Si ves a alguien que reproduce cualquiera de estos comportamientos, no lo ignores y manifiéstate en contra. El problema nos compete a todos.

 

- Los estereotipos de género. No existe una fórmula que define cómo debe ser una mujer. No existen encasillamientos de género ni para mujeres ni para hombres. Evita expresiones como “todas las mujeres son iguales” o sentencias de ese tipo.

 

- La objetificación del cuerpo femenino, es decir, pensarlo como un objeto de consumo o propiedad hipersexualizado. Esto incluye compartir fotografías o videos íntimos que no tienes permiso para compartir.

 

- Los juicios sobre la apariencia del cuerpo femenino que imponen maneras de ser, vestir y comportarse, además de cuestionar cualquier preconcepción heteronormativa.

 

- Los juicios sobre las prácticas sexuales, que buscan limitar y normar el ejercicio de una sexualidad libre.

 

- Las bromas y comentarios machistas aunque no haya mujeres presentes, pues hacerlos incluso en un círculo cerrado de amigos hombres es una forma de respaldar y fomentar prácticas misóginas fuera de él.

 

- El “mansplaining”, que significa formular una explicación o teoría sobre un tema que por lo general involucra al género femenino pero abordado desde la condescendencia y un sentimiento paternalista, donde el hombre cree tener la razón última sobre la mujer.

 

Fomenta:

- El trato igualitario en tu casa y lugar de trabajo, donde no se pase por encima de ninguno de los derechos fundamentales de la mujer.

 

- El reconocimiento a los derechos sexuales y reproductivos que otorgan a las mujeres la decisión plena y total sobre su cuerpo, su sexualidad y su maternidad.

 

- La credibilidad hacia una mujer que se siente atacada, es decir, no dudar cuando expresa que ha sido violentada de cualquier modo, ni poner en tela de juicio las causas o motivos. Gran parte del problema judicial en México se debe a que las víctimas de violencia primero son cuestionadas y puestas en duda antes que reconocidas como víctimas.

 

- El respeto a las decisiones de una mujer. Esto es muy fácil de entender: sí es sí, y no es no, bajo cualquier circunstancia.

 

- El reconocimiento del trabajo doméstico, ya que desde siempre ha sido menospreciado o considerado una actividad trivial fácilmente ignorada y exclusiva de las mujeres, sin visibilizar su justa dimensión de importancia y dificultad.

 

- Involucrarte en el quehacer del hogar cuando vives en pareja. Dividirse las tareas domésticas es una forma de generar igualdad y brindar apoyo. Además, los acuerdos y decisiones deben encontrar un punto medio donde ambos participen y se beneficien.

 

- El cuidado de los hijos de manera equitativa. Igual que en el punto anterior, si tú y tu pareja viven juntos y tienen hijos, el cuidado les compete a los dos.

 

- La impartición de justicia efectiva, que consiste en exigir a las autoridades que se respeten los derechos y garantías de las mujeres cuando han sido víctimas o atraviesan procesos legales, y vigilar que se respete su integridad desde el inicio hasta el fin del proceso.

 

- El respeto por las acciones y movimientos exclusivos para mujeres; esto implica, si se está generando una marcha o evento de participación enteramente femenina, no involucrarte si no has sido expresamente solicitado.

 

- Acatar cuando se pide un callar y escuchar. Es imposible que un hombre sepa qué se siente estar del otro lado de las circunstancias y por eso tiene todo el sentido que exista esta petición. Muchas veces, no hay nada que aportar más que la comprensión y el oído dispuesto.

 

Este día, en vez de felicitar y regalar flores o chocolates, es buen momento para reflexionar sobre todo lo que falta hacer como sociedad para mejorar las condiciones de respeto, igualdad y seguridad por las que desde hace más de 1 siglo luchan las mujeres. Estas 20 acciones urgentes son un comienzo para aplicar en la vida diaria.

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

Te podría interesar: