5 pequeñas acciones para vencer la soledad

Harmonía / 2017-02-09

No queremos adelantarnos a ninguna fecha ni predeterminar a la gente de corazón roto, pero la soledad es un concepto que se aproxima con el 14 de febrero. Año con año se forman bandos: los que adoran San Valentín y aprovechan para demostrarlo, los que odian San Valentín y aprovechan para demostrarlo y los que aprovechan la fecha para reflexionar (y a veces llorar) sobre su soledad y las relacionadas pasadas. Como en Harmonía creemos que esta actitud puede dañar la evolución espiritual, compartimos cinco pequeñas acciones que ayudan a vencer la soledad.

 

1. Intégrate en grupos con intereses en común

Ya sea el aprendizaje de un idioma o una clase de danza, el sentido de pertenencia contribuye a sentirnos acompañados. Intégrate en grupos o clases en donde tengas intereses en común con las demás personas.

 

2. Aprovecha para conocerte mejor

Las relaciones que se construyen para evadir la soledad suelen tener poca conexión. En cambio, cuando nos hemos dado el tiempo de conocernos y apreciarnos, entablamos vínculos basados en cuestiones más profundas como intereses en común, anhelos en equipo y respeto por la independencia del otro. Aprovecha el tiempo a solas para quererte y luego aprender a querer.

 

Nota relacionada: 11 frases que debes recordar para vencer la soledad

 

3. Atrévete a conocer gente

Cada salida que realizamos es una oportunidad para conocer a alguien, pero muchas veces no nos damos cuenta de esto por estar inmersos en nuestros propios pensamientos y en nuestro celular… Aprovecha las salidas para tener conversaciones con gente que no conoces. Puede ser interesante y estimulante.

 

4. Menos mundo virtual, más mundo real

En línea con el punto anterior, te recomendamos que para reducir la sensación de soledad hagas un uso moderado de las redes sociales. Ya sea por compararnos o por alejarnos del mundo real, el uso excesivo de las redes sociales puede generar una sensación de soledad.

 

5. No olvides a quienes te rodean

Muchas veces la soledad es consecuencia de una percepción parcial de la realidad. ¿Realmente estás solo o en realidad no reconoces a toda la gente que existe a tu alrededor? Piensa en tu familia, tus amistades, tus compañeros, tus mascotas. Seguro hay más de una persona que te quiere mucho y te quiere ver feliz.

 

Sigue con: Pequeños cambios en tus relaciones que te ayudarán a mantener tu individualidad

 

Ante todo recuerda que la soledad no es mala. En ese estado podemos conocernos y aprender a valorarnos por quienes somos en realidad. Incluso, si te resulta verdaderamente incómodo sentir que estás solo, recuerda que todos los estados son transitorios y cada ciclo varía. En algunos momentos de nuestra vida estamos acompañados y en otros no lo estamos. Ninguna de las etapas de la vida está bien o mal, simplemente está.

 

Fuente

Power of positivity

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

¿De qué forma aceptas la soledad?
¿Qué actividades te ayudan a sentirte acompañado?