Esta es la acción más fácil y segura para erradicar el uso de popotes

Harmonía / 2017-10-30

El uso del popote para tomar bebidas ha sido cada día más criticado. Gracias a un video que se hizo viral en el que se veía a una tortuga sufriendo por culpa de un popote dentro de su nariz en el mar, muchas personas adquirieron conciencia sobre este grave problema ecológico.

 

Muchos movimientos sociales e iniciativas ya trabajan en erradicar el uso de popotes en los restaurantes y en el consumo personal, pero la batalla todavía no ha terminado. En México se desechan más de 10 mil toneladas de plásticos al día, de los cuales una buena parte son popotes. Además, muchos comercios todavía ofrecen popotes con las bebidas, incluso si no son previamente solicitados por los clientes.

 

Y aquí es cuando adquiere importancia la fácil y segura acción que podemos tomar cada uno de nosotros para erradicar el uso de popotes: simplemente decir que no. Cada vez que en un restaurante, cafetería o cualquier lugar se nos ofrezca un popote con nuestra bebida, debemos rechazarlo. Lo mismo si nos entregan el vaso con un popote a lado. También debemos aclarar, en el caso de las bebidas que se sirven con popote, que no queremos que lo incluyan, y hablar con las personas a nuestro alrededor para que tampoco utilicen un popote en su consumo.

 

Estas sencillas acciones, que apenas toman 1 segundo de nuestro tiempo, pueden salvar la diversidad marina y reducir los contaminantes por plástico que se producen constantentemente, pues la industria del plástico representa el 6% del consumo mundial de petróleo y el 1% de las emisiones de dióxido de carbono a la atmósfera, cuyo pronóstico es un aumento del 15% para el años 2050.

 

En realidad, el uso del popote se reduce a una cuestión bastante absurda. Simplemente se originó como un producto novedoso, que ahora representa un problema en el mundo y cuyo uso debemos resignificar y limitar lo más que podamos. Comprendemos que los niños y algunas personas con dificultades de movilidad necesiten usar popote, pero todos los demás podemos hacer un esfuerzo pequeño y decir que no cada vez que se nos ofrece un popote. Los beneficios serán muchos y los efectos en nuestro consumo, nulos.

 

Si requieres más motivos para dejar de usar el popote, aquí te dejamos otros cinco.

 

Fuentes

Verne

Excelsior

Washington Post

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD: