5 consejos de una fotógrafa para aprender a posar

Harmonía / 2017-11-06

Desde las celebraciones del Día de Muertos y Halloween, la oleada de fotografías comienza y no termina hasta pasando Navidad y Año Nuevo, si es que nuestra familia y amigos no deciden tener registro fotográfico de la Semana Santa y seguir así hasta documentar las vacaciones de verano. En fin, las fotografías son una forma de documentar las experiencias que forman parte de la cotidianidad todo el tiempo.

 

Sin embargo, no por estar expuestos de forma constante a la toma de fotografías nos volvemos expertos, ni podemos ser modelos sólo porque en Facebook ya estamos etiquetados en 200 fotos de una cena. Lo que sí es que, si queremos mejorar nuestras poses y ser un poco más fotogénicos, podemos poner en práctica estos cinco consejos de Stacey Steinberg, una fotógrafa profesional, para aprender a posar:

 

1. Diviértete

Aunque la cámara frente a ti sea algo que pueda intimidar, no olvides divertirte. Ríe si quieres reír, o simplemente disfruta el momento que estás por registrar. Los mejores momentos son los que vivimos con conciencia del presente.

 

2. Sé tu mismo

Si estás con niños, deja que sean niños. Si quieres hacer una cara chistosa, puedes hacerla. La autenticidad se ve mucho mejor que las poses pretendidas.

 

3. Libérate de tensiones

Puedes hacer una broma antes de la foto o puedes confesar si te sientes incómodo, lo importante es restarle solemnidad al momento de la fotografía para que puedas posar con calma y lucir tranquilo.

 

4. Pídele a alguien que tome la foto

Aunque las selfies son más populares, pedirle a otra persona que tome la foto puede ayudarte a posar mejor. Así tienes tiempo para definir tu postura y no tienes la cámara tan cerca de tu rostro.

 

5. Experimenta con tu cuerpo

Prueba frente al espejo las diferentes poses que puedes conseguir con tu cuerpo. Estira un poco el cuello, inclina el rostro, sonríe con y sin dientes; descubre cuál ángulo te hace sentir mejor e intenta realizarlo en las fotos.

 

Lo importante es que disfrutes el momento de compartir con amigos o familiares la conservación de un instante. Recuerda que una fotografía es sólo una manera de mantener el recuerdo de un momento específico, pero si aprendes a vivirlo con intensidad y disfrute, ese recuerdo estará en tu corazón.

 

Fotografía de Stacey Steinberg

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD: